Con la presencia de autoridades de la Pastoral Social porteña y del Cefas, comenzó el ciclo de 8 encuentros que tienen a la formación, organización y territorio como ejes centrales de la capacitación.

WhatsApp Image 2018-05-18 at 21.03.17

“La Pastoral es un lugar de encuentro, una Casa del Encuentro pero también es una mediación de la Iglesia para actuar y estar presente en el campo social, político, económico, y por lo tanto estar como la levadura en la masa, dando sentido y vida a las situaciones que nos atañen a todos”, destacó el padre Carlos Accaputo, al recibir  a los a los alumnos como al equipo docente y agradecer a la Fundación SES por su participación en FORTE JOVEN.

Previamente Federico Berardi, coordinador de FORTE JOVEN, hizo una caracterización histórica de lo que fue y es el trabajo realizado por la Pastoral Social a través de las distintas iniciativas como las jornadas de Pastoral Social, el Diplomado en Conducción en Organizaciones Sindicales y Sociales, los cursos de catequesis y los Diplomados en Doctrina Social de la Iglesia o el de Liderazgo para la Transformación. “Esto a la vez lo hacemos desde distintos lugares, desde distintas opciones, desde distintas pertenencias. En esa diversidad nos complementamos, crecemos” afirmó a la vez que apuntó a generar procesos. “Si nos proponemos como meta trabajar por un país más fraterno, no podemos construirlo sin iniciar o generar procesos en torno a ello” señaló.

Por su parte el padre Accaputo remarcó que con estos encuentros “no pretendemos hegemonizar nada, ni conducir lo que no nos toca, sino aportar desde el diálogo a todo lo que se está haciendo para juntos buscar ese bien común del que hablábamos”.

“Formación, organización y territorio marcan una concepción y un modo de entender el compromiso social político y económico. El título de la convocatoria marca el eje por el cual se quiere transitar y al cual se quiere llegar, de cómo formar una generación de dirigentes sociales y políticos que tengan como eje sustancialmente una perspectiva que contenga al conjunto del pueblo, como generamos una generación de dirigentes que de algún modo este absolutamente vinculada con la realidad, y no tanto con el escritorio” agregó el responsable de la Pastoral Social de la arquidiócesis de Buenos Aires.

Pensado como un ambiente de formación para jóvenes que participen en organizaciones políticas, sociales, sindicales y parroquias de la Ciudad de Buenos Aires, FORTE JOVEN pretende ser un espacio para construir debate y profundizar conocimientos sobre los problemas sociales actuales, el territorio y la organización social.

“Como en toda historia, también en la nuestra están en juego la vida y el destino del hombre. Por lo cual, en el momento en que la comunidad argentina busca reconstruirse para caminar con madurez hacia su futuro, es ineludible partir de la búsqueda siempre renovada y, si es el caso, rectificada de una auténtica concepción del hombre. No se podría determinar un sistema prescindiendo del hombre para forzarlo luego a entrar en él” citó el padre Accaputo sobre el documento Iglesia y Comunidad Nacional que redactara hiciera el Episcopado argentino en 1981.